Por - - 1 Comentario

El efecto global del proyecto implicará que 2,7 millones de clientes vean disminuida su cuenta de la luz, con un promedio de $4.278 para una boleta tipo de 180 kwh/mes.

La Presidenta Michelle Bachelet promulgó este miércoles el proyecto que modifica la Ley General de Servicios Eléctricos, para introducir mecanismos de equidad en las tarifas.

En compañía del ministro de Energía, Máximo Pacheco, la Mandataria señaló que “si hay luz en Santiago es gracias a las regiones, las que muchas veces pagan más caro por ella”, agregando que “es una de las leyes con más impacto ciudadano de nuestra agenda de energía”.

En ese sentido, la Jefa de Estado enfatizó en que “con esta ley buscamos superar esta inequidad que afecta los consumidores (…) algo tan cotidiano y tan importante como cuánto pagamos por tener luz en nuestros hogares, algo tan necesario como tener la cuenta justa”.

La ley introduce un mecanismo de Equidad Tarifaria Residencial (ETR), que modifica el componente distribución de las tarifas residenciales, para que la diferencia entre el promedio de las cuentas a nivel nacional y la cuenta más alta no sea superior al 10%.
 
Además incorpora un mecanismo de reconocimiento de generación local (RGL), en virtud del cual se establece un descuento en las tarifas eléctricas de los clientes regulados de aquellas comunas que posean centrales de generación de esta energía, que tienen tarifas más elevadas respecto de donde no existe producción, así lo aseguró la legisladora Yasna Provoste, quien preside la Comisión de Minería y Energía de la Cámara de Diputados.

“La región metropolitana genera solo un 4.5%, sin embargo, demanda un 45%, a diferencia de lo que ocurre en nuestra región de Atacama, en la que generamos más del 6.5% de la generación total del país y solo demandamos el 1.91%”.

En la misma línea, agregó que “este proyecto lo que busca es atenuar las diferencias existentes en las cuentas de electricidad al cliente final que se observa respecto de aquellos que son clientes regulados y busca establecer un descuento en las tarifas reguladas en las comunas que son intensivas en generación eléctrica, diferencia que será asumida por aquellas comunas que no son consideradas como intensivas”.

Región de Atacama:

Atacama se ubica en el sexto lugar del ranking de las regiones con mayor aporte de la energía total del país con un 6,52%; la antecede la región del Maule con un 8,48%, ubicándose en el quinto lugar; Tarapacá en cambio, aporta un 13, 89% ocupando el cuarto lugar; la región de Valparaíso contribuye con un 16,24% situándose en el tercer lugar; la región Bio Bío con un 18, 58% en el segundo; y la de Antofagasta con un 22, 11% se ubica en primer lugar.

Dentro de las regiones que demandan mayor distribución se encuentra la metropolitana con un 45,42%, la sigue la región de Valparaíso con 10%; y el Bio Bío con 9,51%, respectivamente. En el caso de Atacama solo demanda un 1, 91%.

“En la práctica significa que 63 comunas en nuestro país van a ver reducidas sus tarifas en rangos que van desde un 2,5 a un 19,6% dependiendo la relación de capacidad instalada de generación y de números de clientes”, aseveró Provoste.

“En términos generales en el país, cerca de 2,7 millones de clientes van a ver disminuida la cuenta en promedio por comuna, y en el caso de la región de Atacama más de 55 mil clientes van a tener rebajas en promedio de un 7,2% en sus cuentas de luz”, añadió.

En el caso de la región de Atacama, la comuna de Huasco es uno de los territorios intensivos en generación eléctrica, por lo que será una de las más favorecida con una rebaja de $1.603, correspondiente al -9,68% de una cuenta tipo, beneficiando a 3.379 clientes, seguida de Diego de Almagro con 3.073 beneficiarios, Freirina con 282 y Copiapó con 48.737, respectivamente.

Las nuevas tarifas comenzarán a regir en septiembre en el caso del reconocimiento para las comunas generadoras y en diciembre para la equidad tarifaria, y los descensos serán financiados con un aumento en las tarifas para los clientes residenciales de la Región Metropolitana con un consumo mayor a 200 kilowatt hora